Unas cien mil personas disfrutaron de la feria de comida que nucleó a expositores y sabores de 20 provincias.

 

Este fin de semana no pasó desapercibido, por supuesto. Los argentinos festejamos el Bicentenario de la Independencia de la Patria a lo largo y a lo ancho del país. Sin embargo,  uno de los eventos principales para los amantes del buen comer fue la feria Caminos y Sabores, que se desarrolló en el predio de La Rural y contó con 100 mil visitantes y 450 expositores.

 

Para los que se preguntan a qué se debe semejante éxito, aquí la respuesta: la feria gastronómica invitó a sus visitantes a recorrer la Argentina sin moverse de Buenos Aires y  sintetizándola en 9 pasillos abarrotados de gente de todas partes, que iba y venía de prisa. Los stands desprendían aromas únicos y característicos de las distintas regiones que representaban, y se fusionaban en el aire con los demás creando un ambiente de ensueño.

 

Pero eso no fue todo. Utilizando productos de todas las regiones, distintos cocineros elaboraron platos únicos a lo largo del evento (32 para ser exactos) contándoles a los asistentes secretos que sólo un buen y generoso chef puede compartir. Los tips iban desde modos de preservación y conserva, hasta cómo lograr puntos perfectos de cocción y condimentar salsas para sorprender a la familia. Además, se prestaron a responder inquietudes con el mismo énfasis y pasión con el que cocinaron. Imperdible.

 

Guía Oleo pudo asistir a la clase de Magda Choque Vilca, quien no sólo compartió riquísimas recetas junto a sus asistentes, sino que también destacó el impacto positivo que la utilización de productos naturales tiene en la salud. La experiencia forma parte de “Del Territorio al Plato”, una iniciativa del INTA para acercar los productos regionales al público masivo.

 

Tampoco faltó el entretenimiento: 20 espectáculos artísticos, un premio a las Experiencias del Sabor en el que participaron 30 jurados catadores, un concurso de bartenders que compitieron para lograr el mejor trago autóctono y 18 maestros panaderos que se lucieron en un sector especialmente dedicado a la panadería.

 

Fue definitivamente la oportunidad de ser parte de una fiesta donde se honró a las raíces argentinas, y la identidad del país se vivió a flor de piel.

  • Facebook
  • Twitter
  • Google Plus

Sin comentarios todavía.

Dejar un comentario

Todos los campos son requeridos. Tu dirección de mail no será publicada.